Cuidar las orquídeas Brassia

Las Brassia conforman uno de los géneros de orquídeas más bellas y curiosas. Pertenecen a la familia de las oncidium y a continuación exponemos sus principales características y cuidados.

1- Características generales

Este género de orquídeas es quizás uno de los que no se conoce tanto a nivel popular y pertenecen a un subgrupo de las Oncidium.
La peculiar forma de sus flores le ha dado popularmente la denominación de “orquídea araña”.
El nombre científico de la orquídea araña, Brassia , proviene de William Brass, el botánico que ayudó a recolectarla originalmente. Las orquídeas araña se encuentran en condiciones similares a las de una selva tropical en lugares tan al norte como México y tan al sur como América del Sur, aunque, como tantas otras hermosas orquídeas tropicales, se encuentran con mayor frecuencia en las montañas de los Andes en Perú.
Dado su hábitat natural, estas orquídeas prefieren condiciones con humedad extrema y mucho calor para ayudarlas a florecer. Se pueden identificar por sus colores brillantes, ya que las plantas de Brassia pueden crecer en tonos moteados, naranjas brillantes, rojos y muchos otros tonos vivos. Son epífitas y, aunque en su mayoría se limitan a la selva tropical, la más extendida es B. caudata , que es la única especie que se encuentra en una zona más al norte como Florida.

Curiosidad

Una característica interesante del género Brassia es cómo se polinizan sus plantas.
Atraen una especie específica de avispa, que confunde la planta con un insecto y la pica. Esto pega una pequeña parte de la planta a la avispa y cuando viaja a una nueva planta de Brassia logra polinizarlas.

Las Brassia u orquídeas araña suelen ser delicadas para mantenerlas vivas y en condiciones óptimas en casa dado su origen tropical si usted vive fuera de estas zonas. Por tanto, hay que intentar reproducir en la medida de lo posible las condiciones de su hábitat natural. Por ejemplo, es imprescindible un cierto nivel de humedad en su entorno, mantener un ambiente cálido y en sombra (sin luz solar directa). Recuerde también mantenerlas bien aireadas. Una brisa fresca hará maravillas. Se trata de plantas que suelen vivir en zonas semioscuras y bastante raras ya que sólo se encuentran en determinadas zonas de la naturaleza, por lo que será difícil cultivarlas, pero esa no es razón para que, siempre que se puedan imitar las condiciones tropicales, no sean buenos especímenes domésticos.
Vamos a describir a continuación algunos de los cuidados que precisan.

2- Cuidados para la orquídea Brassia

1º- Luz
Evitar completamente la luz del sol directa. Como se ha dicho, en su hábitat natural vive en zonas con cierta penumbra y alta humedad. Colocar pero cerca de alguna ventana que le proporcione luz indirecta.

2º- Temperatura
La temperatura ideal se sitúa por encima siempre de los 10ºC y sin superar los 24 o 25ºC. A temperaturas más altas precisará de mayor nivel de humedad ambiental. Lo ideal es que el descenso de temperatura dure hasta el inicio de la primavera, cuando las temperaturas naturales comenzarán a aumentar, favoreciendo así una posible floración.
Hay que saber que si la planta permanece a una la temperatura ambiente constante durante todo el año, difícilmente florecerá. La Brassia, como otras orquídeas, necesitará detectar un aumento progresivo de la temperatura, como sucede de forma natural durante la primavera, para activar la floración.

3º- Riegos y Humedad
Las Brassia precisan siempre de un cierto nivel de humedad en su entorno. Fuera de su entorno natural precisará pulverizaciones frecuentes si el ambiente es seco. No pulverizar directamente las flores. Evitar el secado total del substrato pero si un secado parcial entre riego y riego. Como toda orquídea no tolera el encharcamiento del agua en los recipientes ya que eso facilita la aparición de enfermedades por bacterias.
Es fundamental no utilizar agua del grifo. Las aguas corrientes, normalmente con gran dureza y contenido de minerales no son idóneas para estas plantas. Hay que utilizar agua mineral o agua tratada con filtros adecuados (ósmosis inversa) .
También son importantes los riegos efectuados mediante vaporizadores sobre las raíces aéreas y hojas, evitando el encharcamiento. Este tipo de riegos deben ser más abundantes en la época de calor (verano) dado que hay mayor pérdida de agua.

4º- Nutrientes
Utilizar solo abonos especiales para orquídeas y seguir las instrucciones del producto. En general, necesitaremos abonar más regularmente en los períodos previos a la floración (normalmente a finales de invierno o principios de primavera en nuestro clima mediterráneo). Aconsejamos también utilizar abonos foliares mezclados en el agua de vaporización ya que tanto las raíces aéreas como las hojas pueden asimilarlos y contribuirá al buen estado general de la planta.

5º- Aireación
Tener en cuenta también que las Brassia , al igual que ocurre con la mayoría de orquídeas, no soportan estar en lugares muy cargados (poco oxígeno o humo de tabaco u otros contaminantes). Tampoco toleran las corrientes de aire directas aunque sí necesitan una cierta renovación del ambiente (aireación de la estancia).

6º- Reproducción
En su hábitat natural, las Brassia pueden reproducirse mediante la polinización de sus flores mediante un insecto muy especializado como se ha explicado anteriormente. Es un proceso natural de difícil replica en ambientes artificiales. No obstante, si podemos reproducirla mediante la división los pseudobulbos en la base de la planta, y trasplantándolos a un ambiente con condiciones cálidas y húmedas. El uso de una herramienta esterilizada reducirá las posibilidades de infección de la planta. Muchos jardineros guardan sus nuevos esquejes en bolsas para sellar la humedad, lo cual es especialmente efectivo en plantas como esta que requieren mucha agua ambiental para crecer.

7- Substrato
Como epífitas, no precisan necesariamente un medio como otras plantas (maceta y tierra) sino que pueden adaptarse en una cesta con corteza de pino o esfagno picado (musgo). En la naturaleza viven agarradas a las ramas de los árboles. No obstante, en los centros de jardinería normalmente se ofrecen en recipientes de plástico con corteza por motivos de facilitar su transporte y comercialización. No las trasplante o inquiete hasta después de la floración y sólo si es necesario por el tamaño de las raíces.

8- Enfermedades y Plagas
Recomendamos visitar nuestra página: Controlar enfermedades para conocer cuáles son las principales causas de enfermedad también en estas orquídeas.

Las orquídeas araña (Brassia)

3- Cuadro necesidades básicas:

Condiciones: Datos: Observaciones:
Temperatura En verano procurar que no se sobrepasen los 24ºC. En otoño para que empiecen a formar las varas florales la temperatura ideal es entre 10 y 15ºC. Por tanto, las noches frescas es un buen aliado para estimular la floración. Recuerde pero que la temperatura no puede bajar de 10ºC.
Humedad La Brassia prefiere una humedad alta, entre el 60 y el 80%. Puede colocar un plato con agua cerca de la orquídea o utilizar un humidificador para mantener una humedad adecuada. A medida que aumenta la temperatura deberemos también aumentar la humedad ambiental.
Luz A la orquídea Brassia le gusta la luz brillante pero indirecta. Evite la luz solar directa ya que puede quemar las hojas. Puede colocarla cerca de una ventana o balcón, siempre que la luz del sol no incida directamente sobre la planta.
Abono Los fertilizantes deben aplicarse durante el ciclo vegetativo, respetando los ciclos de reposo. En primavera y verano hasta principios de otoño, añadir abono líquido para orquídeas cada 2 riegos. También es conveniente efectuar pulverizaciones con abono foliar durante la época de crecimiento y floración. No mojar las flores.
Substrato Como en todas las orquídeas necesitamos un substrato con un buen drenaje y que no produzca encharcamientos o compactación. La base suele ser de corteza de pino o abeto y musgo. Pueden colocarse en cestos colgados. También se le puede añadir turba, fibra de coco, espuma de poliuretano o poliestireno expandido (corcho blanco), para aumentar las condiciones de aireación y drenaje.
Otros La planta se puede reproducir mediante división de las matas y separando varios pseudobulbos de la planta madre. Cortar las raíces estropeadas y plantar en maceta (14-16 cms.) con substrato nuevo. En su hábitat natural puede también reproducirse por polinización a través de un insecto especializado (avispa).

Ver otros géneros de orquídeas:

Las Phalaenopsis Las Dedrobium Las Cymbidium Las Cattelya Las Vanda
Las Cambrias Las Oncidium Las Brassia Las Zygopetalum Las Epidendrum
Las Miltonia Las Paphiopedilum      
     

Si lo desea, puede valorar esta páina clickando sobre el icono.

00000924

Utilizamos cookies para optimizar nuestro sitio web y brindarle la mejor experiencia en línea posible. Al hacer clic en "Aceptar todo", acepta esto. Ajustes avanzados